Novela romántica histórica

¿Hasta qué fecha hablamos de novela romántica histórica?

Me encanta la novela romántica histórica, es uno de mis géneros favoritos. Pero ¿desde qué fecha se puede hablar de ella? ¿Desde los años veinte? ¿Treinta? ¿Sesenta? ¿Nos parecen los setenta lo suficientemente lejanos para hablar de novela histórica romántica? He ahondado en este tema y te quiero contar un poco mi opinión sobre el mismo.

fecha

¿Qué se considera novela histórica?

Antes de entrar en la romántica, vamos a ver qué se considera novela histórica. Este género nace hace relativamente poco tiempo, en el siglo XIX, dentro del Romanticismo, gracias a Walter Scott que publicó una serie de libros ubicados en tiempos pasados. Una de sus novelas más famosas es Ivanhoe. En ese momento, surgió un verdadero movimiento alrededor de este tipo de novelas que, si estaban bien documentadas, nos dejaban ver por una mirilla tiempos remotos.

Nosotros, en novela romántica, hacemos lo mismo, pero el hilo conductor principal es historia de amor y no la guerra, la enemistad o la venganza. Creo que, como centro de una novela, es maravilloso.

¿Desde qué fecha llamamos a la novela romántica histórica?

El propio Walter Scott dijo que, para que una novela se pudiera llamar histórica, debían pasar, al menos, setenta años de distancia entre el autor y la obra. Pues, de otra manera, podría haber vivido ese momento histórico o conocer a personas que lo hubieran hec hode primera mano. Hay que tener en cuenta que este señor nació en 1771 y la esperanza de vida no era la actual.

Siguiendo el razonamiento de Scott, podría ser novela histórica aquella que dista unos noventa o cien años para el autor. Por darle unos pocos años más al asunto.

Otros autores piensan que setenta años son muchos y, como veinte años no son nada, como dice el tango, lo dejan en cincuenta. Estamos en 2017, ¿una novela romántica ubicada en 1967 nos parece ya histórica?

También he leído opiniones que dicen que no importa la fecha, sino que el contexto no sea el actual, con eso ya podría ser novela histórica.

Así que hay bastantes opiniones, y una pregunta difícil de responder.

¿Qué opino yo sobre la fecha en la que ya se puede hablar novela romántica histórica?

Es una pregunta muy complicada, sin duda, mi percepción del tiempo y de la historia puede no ser el mismo que el de otra persona. Yo estaría más con la opinión de Scott, si leo un libro de amor ubicado en los años sesenta, no me parece histórica, la verdad. Y si me apuras tampoco en los años cincuenta. Quizá mi límite sea la Segunda Guerra Mundial. No hay duda que los años veinte son historia, lo siento Gran Gatsby, y me encantan, pero, para mí, también lo son los treinta y los cuarenta. Ese sería mi límite.

¿Y para ti? ¿En qué año ya se puede hablar de novela romántica histórica?

Únete a mi lista de correo

Y consigue mi «Guía de los errores históricos más comunes en los libros románticos de época victoriana».

Puedes compartirlo en... Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on PinterestPrint this pageEmail this to someone

4 thoughts on “¿Hasta qué fecha hablamos de novela romántica histórica?

  1. Interesante debate. Yo hago distinción entre novela romántica histórica, como aquella en la que tenemos la historia de amor ubicada en un momento histórico real y determinante, y en la que se dan detalles de ese momento, y la novela romántica de época, como aquella en la que la historia de amor se desarrolla en otra época, generalmente anterior a la I Guerra Mundial…

    1. Muy buena distinción, Carmen. No me lo había planteado así. Pero, claro, yo quizá volvería a poner el límite tras la Segunda Guerra Mundial. Una novela ambientada en los años cuarenta me sigue pareciendo histórica o de época. Aunque imagino que esa línea cambia un poco dependiendo también del libro en concreto.
      ¡Gracias por tu comentario!

  2. La verdad es que es un tema complejo… Para mí, al menos, depende más de la trama y la estructura de la novela que del período histórico en sí. Por ejemplo, una novela ambientada en los sesenta pero con, digamos, una trama que deje ver lo que pasaba en esos años y la forma de vida me parece más histórica que una ambientada en el 49 pero cuyos protagonistas se pasan todo el libro en una habitación hablando fe su relación.

    Aunque de todas formas creo que es algo subjetivo (y también creo que prácticamente todos coincidimos en que cualquier cosa anterior a la Segunda Guerra Mundial es histórica…)

    ¡Gran artículo! Acabo de descubrir tu blog y pienso quedarme por aquí 😉

    1. Sí, es cierto que depende mucho del libro, sin lugar a dudas. Una historia ambientada en los años ochenta, en la movida, por ejemplo, puede considerarse histórica, aunque está relativamente muy cerca en el tiempo. Si tenemos que poner un límite, podría ser la Segunda Guerra Mundial, aunque todo va a depender de la trama. Es un tema complicado y que abre el debate, aunque todas vamos coincidiendo en el mismo punto para poner el antes y el después 🙂

      ¡Muchas gracias por pasarte por el blog, Elena!

      Un beso,

      Altea.

Deja un comentario