Mis tres películas favoritas del Studio Ghibli

Mis tres películas favoritas del Studio Ghibli

Me encantan las películas Ghibli, todas, pero he decidido centrarme en tres que me fascinan. No las voy a poner en orden de la que me gusta más o menos, ya que las tres son maravillosas, así que van en orden de aparición. 

Primero, me gustaría hablaros un poco sobre el Studio Ghibli (スタジオジブリ), fundado por el fantástico director de cine Hayao Miyazaki y que, además, tiene un museo por el que pasean Akira y Lucy en Al destino no le gustan los curiosos. Su icono es Totoro, y si algo destaca en sus películas es que las protagonistas son niñas y mujeres fuertes. Una vez leí una entrevista de Hayao Miyazaki que decía que él quería que sus protagonistas fueran fuertes por sus nietas, quería referentes para ellas, mujeres que no dudaran en luchar por conseguir sus objetivos y que fuesen el eje de la historia. Además, creo que, como pasa con otros dibujos, son muy identificativos, repiten diversos iconos de la cultura japonesa y no hay que quedarse solo con la historia, ya que siempre tienen un trasfondo que nos hacen pensar. 

película

Mis tres películas favoritas del Studio Ghibli

Mi vecino Totoro

Ghibli

En 1958, en el Japón de la posguerra, la pequeña Mei y su hermana Satsuki se trasladan al campo con su padre para estar más cerca de su madre, ingresada en un hospital por tuberculosis. Nada más entrar en su nueva casa, las niñas se dan cuenta de que no están solas, que hay espíritus del bosque que conviven con ellos. Las niñas comienzan a adaptarse a su nueva vida y un día, Mei descubre a Totoro, el espíritu del bosque. Al principio, su familia no la creerá, pero con el tiempo, Satsuki también se encontrará con él y su existencia cambiará para siempre. 

La película se centra en la vida de las dos niñas, de sus padres y en Totoro, como las ayuda y como hace que sus vidas sean cada vez mejores. Es una mezcla entre realidad y ficción que nos sumerge a las costumbres y creencias japonesas. 

El viaje de Chihiro 

Ghibli

Creo que he visto esta película millones de veces, me fascina. Tanto la historia como los dibujos y el trasfondo. La historia se centra en Chihiro, una niña que debe trasladarse con sus padres a vivir a otra ciudad y no quiere. Su padre decide tomar un atajo y acaban perdidos en el bosque, salen del coche y encuentran lo que parece un parque de atracciones abandonado (haciendo alusión a la crisis económica de los años noventa donde cerraron casi todos estos lugares en Japón), pero en el que hay comida recién hecha. Mientras que sus padres deciden comer, Chichiro se aleja para conocer el lugar. En su andadura se encuentra con Haku, un chico que le advierte que debe coger a sus padres y huir del lugar antes del amanecer. Sin embargo, cuando llega con sus progenitores, estos se han convertido en cerdos. Es entonces cuando comienza de verdad el viaje de Chihiro, ya que anochece y, en una de las escenas más espectaculares de la película, todo se transforma y llegan multitud de espíritus a lo que parece un balneario para dioses. 

Es una historia llena de simbolismos de la que he leído varias interpretaciones, desde que Miyazaki intenta representar nuestro cuerpo y nuestras emociones, hasta que se esconde detrás de ella una oscura trama. Creo que lo mejor es verla y que cada uno saque sus conclusiones. 

El castillo ambulante

Ghibli

Está basado en su libro homónimo, pero tiene diferencias importantes en tanto al trasfondo, ya que mientras que Miyazaki quiere trasmitir que la vida hay que vivirla plenamente, los efectos positivos del amor en las personas y los estragos que producen las guerras, la autora del libro pensaba en la lucha de géneros y clases. A mí me gana más la versión japonesa, es cierto que vi la película y luego leí el libro, algo que nunca me ha dado buen resultado, pero bueno. 

En la película conoceremos a Sophie, una sombrerera que un día se cruza con el temido mago Howl, que viaja con su castillo ambulante de un lado a otro. Tras este encuentro, la Bruja del Páramo le pide explicaciones y acaba convirtiéndola en una anciana. Sophie va en busca del castillo ambulante para poder revertir el hechizo, y así comienza su aventura. Es una historia que hay que ver, es más adulta que las otras dos y a mí personalmente me encanta. 

Vale, me faltan muchas como La princesa Mononoke o La tumba de las luciérnagas, que también son una maravilla. Pero yo quería hablar de mis tres favoritas. ¿Las has visto? 

4 thoughts on “Mis tres películas favoritas del Studio Ghibli

  1. Si me quieres ver cara de boba déjame diez minutos la música de El Castillo Ambulante.
    Una de mis preferidas es La Princesa Mononoke y Naussica. Pero es que me gustan todas, hasta La Tumba de las Luciérnagas que me hace llorar como una burra.

    1. No he visto La tumba de las luciérnagas, ya que todo el mundo me ha dicho que es de llorar mucho y no encuentro el hueco 🙁

      El resto de películas me encantan, creo que tienen un toque muy especial.

      Gracias por el comentario, Leah 🙂

Leave a Reply

Your email address will not be published.